Primera RFEF Las posiciones de Sevilla y Betis en el lío de los derechos televisivos de la Primera RFEF



La cesión de los derechos televisivos divide a los clubes que jugarán en la Primera RFEF la próxima temporada. Al menos siete de estas entidades se oponen a la cesión de estos derechos a la Federación Española, que en el documento que remitió las directivas no hace ninguna referencia expresa a los importes, aunque sí tiene un plazo de “duración máxima de cinco años”.

El presidente de La Española, Luis Rubiales, habló en su comparecencia ante los presidentes de la recién acuñada categoría de “hasta 300.000 euros” por entidad, una cifra que, a día de hoy, la mayoría de los dirigentes consideran casi utópica.



El deseo del titular de la Federación es repetir, con las habituales diferencias económicas, el modelo de LaLiga. Es decir, se subasta la competición y se reparten los beneficios a los clubes según determinados criterios -público, generación de publicidad, clasificación …- Pero esta iniciativa ha sembrado la desconfianza entre algunos de los participantes, incluidas las filiales de Primera División. equipos, que entiende que incluso podrían incurrir en un problema de duplicación al entregar el mismo producto dos veces a diferentes plataformas.

Las claves de la nueva Primera RFEF

Luis de la Cruz, periodista especializado en la nueva categoría, argumenta en el diario As: “En la primera reunión informativa previa al 3 de junio, Rubiales incluso habló de 300.000 euros por equipo, pero no confirmó estas cifras en la propuesta final. En el documento enviado a los clubes para la cesión de derechos no hay referencia al montos, aunque se menciona la duración del contrato cuando se habla de un máximo de cinco años ”.

Estas incertidumbres, sobre todo la de ingresos, han paralizado a muchos clubes modestos de la categoría al no poder cuantificar sus presupuestos, al mismo tiempo que es una de las razones por las que otros clubes ven este nuevo modelo con bastante desgana ”, añade. .

Otro es la existencia de contratos previos con otros operadores distintos a los que gestiona la RFEF y no entrarían en la hipotética subasta de derechos para televisar la nueva categoría. La temporada pasada la Segunda B fue un mix de televisiones autonómicas, canales propios, YouTube y la plataforma Footters, que fue la que emitió el playoff de ascenso a Segunda ”, recuerda.

Así, ya hay un número importante de clubes, y varios muy poderosos, contrario a este modelo que decidieron no firmar el documento que Rubiales les presentó el 3 de junio. Hay al menos siete equipos que lo han dicho no a la cesión de los derechos de televisión a la Federación, que bloquea la iniciativa. Cinco de ellos son clubes activos en Primera cuyas filiales jugarán en Primera RFEF: Real Madrid, Barcelona, ​​Celta, Sevilla y Betis. Los otros dos son el Deportivo, que no ha vendido sus derechos a ningún operador, y el Racing de Ferrol, que los tiene con la televisión autonómica (TVG) ”, detalla.

“De momento todavía quedan muchas incógnitas por resolver antes del inicio de la Primera RFEF, para lo cual, el 22 de junio, aún no hay calendario ni fecha oficial para el inicio de la competición”, concluye.



Accede a la Noticia

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Ir arriba