15 años del gol de Puerta al Schalke 04



En un día como hoy, 27 de abril, hace 15 años Antonio Puerta marcó el gol más importante de la historia moderna del Sevilla. Ese memorable zurdazo en el minuto 100 de la temporada del Centenario del club ante el Schalke 04 marcó el comienzo de la mayor época de gloria en la historia del club Nervión.

Desde entonces, el Sevilla ha ganado 10 títulos y disputado 20 finales. También fue ese gol, que en realidad había pasado el minuto 100 con seis segundos (el impacto fue en el minuto 100.06), pasado por el actual capitán, Jesús Navas, superviviente milagroso de la gesta en la semifinal de la UEFA.



La jugada se repite en la memoria del Sevilla. El robo de Martí, su apoyo a Renato y Saviola y su apertura a Jesús Navas, que buscó a Daniel, pero lo devolvió para que el palacio buscara a su amigo y compañero del otro lado. Y ahí estaba el balón, un rebote, dos, tres y la volea como venía templando y mandando, con toreo, de Antonio Puerta, que le dio al balón una cuerda cruzada que fue imposible para el portero Rost. El balón besó todo el costado y el fondo de la red y Ramón Sánchez-Pizjuán estalló como no se vuelve a recordar.

Tras aquella noche mágica y única en el Ramón Sánchez-Pizjuán, que dejó instantáneas como la de Manuel Gómez que acompaña a este artículo o la entrevista que le hizo al protagonista El Cerro del Nervión Explicando la jugada, el Sevilla de Juande Ramos estalló como un ciclón. Unos días después, con la victoria en Eindhoven sobre el Middlesbrough el 10 de mayo de 2006, la primera Copa de la UEFA llegó a las vitrinas del Nervión.

Luego vendrían nueve títulos más. Los cinco primeros cayeron en cascada, hasta el abrupto final de ese ciclo con la muerte de Antonio Puerta el 28 de agosto de 2007. Pero antes, el Sevilla ganó la Supercopa de Europa (2006), con una noche memorable de la izquierda inolvidable. lanzador de Nervión; la Copa de la UEFA en Glasgow (2007), en la que Puerta marcó uno de los penaltis de la tanda de penaltis; la Copa del Rey en el Bernabéu (2007) y la Supercopa de España (2007), conquistadas seis días antes de la desvanecimiento del futbolista en su debut liguero ante el Getafe.

El Sevilla de Manolo Jiménez se clasificó para la final de la Copa del Rey de 2010 y, con Antonio Álvarez en el banquillo, ganaría el primer título sin Puerta, al que dedicó el trofeo que recogió de manos del entonces príncipe Felipe Palop. , vistiendo una camiseta con el nombre del héroe caído y el número 16. Así pagó el Sevilla su deuda con Puerta.

Pero la cosa no paraba ahí, porque con Reyes, que perdió aquella final en las filas del Atlético, ya de nuevo en Sevilla, las vitrinas de Nervión reabrirían en el trienio de plata entre 2014 y 2016, con las tres Ligas de Europa que ganó el equipo de Unai Emery .

Finalmente, Julen Lopetegui redondearía el círculo de dedicar el último título a Reyes y, por supuesto, a Puerta, el que el 21 de agosto de 2020 ganó en Colonia al Inter.

Ahora, 15 años después de aquella zurda de diamantes de Puerta, el Sevilla se consolida como un equipo de Champions e incluso aspira al título de Liga … Y no hay que olvidar que era un Jueves de Feria, un día como hoy, cuando este equipo, este El club hoy admirado en el mundo abrió su puerta a la gloria con la conexión de dos canteranos, uno de los cuales sigue al mando de la selección blanquiazul.



Accede a la Noticia

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Ir arriba